SEGUIDORES, ¡Gracias por dejarme vuestro presente.

sábado, 31 de marzo de 2012

Qué más te puedo decir...

Le debo mi fragilidad
a la falta de entereza,
ella me debe mucho más
por darlo todo pero asumiendo debilidades dignamente.
Se entenderá cuando no tengas nada qué mirar atrás
mientras se despide esta anciana del mundo.

Hay hartazgos de harapos en zapatilla
que salen del brazo por costumbre;
robándose las sonrisas de las mañanas.
Sé quien escribe mandamientos sobre sus rodados cantos
y nada menos que en los mismos.
Descalabran a las justas razones de los cuerdos.

Esos cantos van a parar a las fuentes de los deseos
a falta de monedas;
pero veo sequía en el semblante
y cómo pierden humedad los desafíos a las rosas.
Nadie se levanta con mal pie para escribir poemas
salvo quien puede volar a tiempo a su Parnaso.

[Aunque con pies y ejemplo probado, 
algunos se ponen en polvorosa,
pues hay quien sí se merece zancadillas
cuando se está a tiempo de coger la manta y correr.]


Tú, la música de mi alma jadea cansancios 
y hay quien se atreve, por falta de fe, -que todo se diga-, 
a darme su Do de pecho por defender a un cerdo.
El rencor de las rosas no es más que el de sus espinas,
es que las de verdad se arrancarían del suelo para azotar blasfemos.
Duele ver la libertad humillada, vigilada, empeñado su futuro,
pero eso lo siguen llamando 'amor'.
¿Verá alguna vez que no dejará que susurre una melodía a las estrellas?
Mi desprecio tal vez se entendería cuando el desgarro de lo más sagrado 
ardiera en las entrañas.


Retoño de mi jardín,
no dejes que una sola de esas estrellas, si la miras cuando no esté, 
te haga llorar cualquier noche por tus indecisiones,
te demostrarán que son fugaces, autónomas, capaces de andar grandes distancias y evaporarse en el helio.


El tiempo pasó para mí como lo harán otros...
¡Qué más te puedo decir... si sólo soy una madre envejeciendo!
Hay cenizas que se estremecen bajo tierra
pero consiguieron ser estrellas en el cielo para sentirse en piel ausente.
Sólo por eso el más sensato dice... ¡Basta!


Elisa



No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por tu visita.
Cualquier comentario que hagas aquí, se valora y ayuda a mejorar el contenido del blog, sobre todo al buen uso de la Lengua.
Puedes escribir a mi correo personal: auslava@yahoo.es