SEGUIDORES, ¡Gracias por dejarme vuestro presente.

domingo, 17 de junio de 2012

La duda...


... era como la noche oscura y tenebrosa, como la misma suerte negra; era de sombra inimaginable como una pesadilla lóbrega. Buscaba el filo de la luz para ver todo claro, pero siendo como era la partía en dos, quedando siempre del lado de las tinieblas. No se merecía otra cosa. Era lo que siempre temía ser o que le pasara, porque tuvo mala suerte con la certeza de ser lo que no era por no creer en sus semejantes. No pensó ser así pero tantas veces le había ocurrido lo mismo que por eso se llamaba 'Duda'. Ante sus cavilaciones y temores terminó en la completa oscuridad, tropezando en su propio vacío, sin poder remediar su cerrazón y su ceguera.

Además, por ser como era, no tenía amistades estables, tampoco supo la Verdad ni quería saberla y que cada cual pensara lo que quisiera de ella porque no podría cambiar, se dejaba llevar de todo lo que la decían y estaba equivocada; así, si era el Amor quien la buscaba. Temía perder su libertad, a no ser ella misma para sentir que lo que hacía estaba bien hecho cuando dudaba de todo; porque no pudo fiarse nunca de sí misma ante el temor de lo que la exaltaba y el qué dirán; ni menos tener una esperanza para un cambio. ¡Era lo que era!

Tenía miedo de ser diferente y que la inundara su incertidumbre de siempre para reconocer que estaba equivocada. El temor era la fuente de su ser. Así que prefirió abrazarse a su miserable condición, desapareciendo por completo de todo lo que era cierto y bello haciéndola innecesaria para la Vida, ¡porque dudaba de haberla sentido alguna vez!


alattkeva-12.
Recopilación/5-3-09
Tan solo somos para quienes no nos conocen lo que aparentemente creen que somos (alattkeva)

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por tu visita.
Cualquier comentario que hagas aquí, se valora y ayuda a mejorar el contenido del blog, sobre todo al buen uso de la Lengua.
Puedes escribir a mi correo personal: auslava@yahoo.es