SEGUIDORES, ¡Gracias por dejarme vuestro presente.

miércoles, 8 de julio de 2009

El estallido del amor


Estallido del Dios vivo es el amor que sentimos; en cuerpos donde re-une el alma cada amanecer después de lo soñado. El dolor lo traza la vida, el amor nos lo plantea el cielo. Es eso que no vemos pero se siente como presiona en el pecho, ronda alrededor, hechiza los sentidos, mantiene la ilusión y nos hace sonreír seguros. Nosotros escogemos sentirlo o no, de ello depende la salud del cuerpo o la dicha de sentirse amado. Deja que te amen y ama. No te van a pedir más. El verdadero AMOR no es físico aunque necesite de las acciones del cuerpo y su fisiología. El verdadero Amor lo siente el alma y el existe en dos cuerpos que se atraen. Nos importa su naturaleza etérea, nos produce otro tipo de satisfacciones difíciles de explicar con palabras del mundo y mucho más nos cuesta explicarlo a otros. El temor de perderlo es la muerte del pensamiento. Desdicha. Siéntate, frénate, para por un instante y piensa quién en realidad te siente así y es capaz de sobrevivir sin pedirte nada, sin sentirte cerca, sin verte. Es así el milagro del amor y, los que lo saben conocen que algo nos pasa, que somos diferentes, que nuestra sonrisa nos delata o nuestra paz interior. Amar así es darnos seguridad y es terapia de salud.

En el seno de este ínfimo cosmos en que habito, se yergue el alma dichosa de ser parte eterna de lo que tiene. Podrías tenerme o yo tenerte. Tenernos. Pero sé que te tengo porque te siento en el Amor. Pues somos sustancia del cuerpo, raíz de su existencia, cuna en el barro, cuerpos efímeros o perecederos pero Alma del Todo, energía y, nosotros, una ínfima párticula de naturaleza divina. Somos el triunfo de toda pasión mundana al poder mirarnos a los ojos sin temernos.

Cuando sabes que puedes amar, amas todas las cosas, la energía de la que eres parte y, si te dejas llevar, ella nos guía. ¡Mira la luz que te pusieron en las manos! Acaso recobres los sentidos y sepas de nuevo quién te acariciaba... ¿Aún piensas que era yo ese algo físico de naturaleza humana? ¡No! Dios estaba contigo y conmigo,éramos UNO; yo o tú, sólo éramos su medio y en esa balanza de tus pensamientos y los míos, una prueba frente a su 'viento' también utilizado por Él como tentación que defrauda, encoleriza, arremete, duele, arrastra... Fuimos utilizados. Templaban los arco y la fragilidad rompió los débiles, los mismos en ambas partes. ¿Ambas? -Piensa... ¡El mío aún mantiene la flecha y está tenso, dolido pero fuerte!

No temas al cansancio físico ni a quien te defrauda, como al dolor, el que depara mermas o limitaciones y más sinsabores; debes recordar que todo estaba ya previsto desde el antes. Acéptalo en silencio y agradece conocer lo que tú mismo deseabas del mundo(...)Todos aprendemos de otros y más a sufrir por amor y a saber por qué existe aún después de la muerte espiritualhasta que se recupera. Es la infedilidad de las pasiones, el mal, la dualidad, la luz y la oscuridad. Llénate de infinito pues de tu valiente aceptación a la Vida, venceremos en el futuro a la muerte.

El aire que respiro huele salobre, las mejillas de la noche son ríos de estrellas, las brumas de la bahía no se despejan y guardan el laberinto. Se escucha una sirena de un barco cada anochecer y, la luna tiene frío cuando utiliza su pasmihna roja. El oleaje consuela a la *quilla iluminada en su vaivén... y a esa otra que la define ante lo amado.
¿Si Dios muere cada día por Amor, por qué no podemos dar lo que tenemos por lo mismo?

Es bello venir al mundo pero no debes olvidar que es la Tierra un Campo Santo de los sueños, además nosotros planificamos este paso una mil veces en millones de de años.

El mal está en lo que no existe, en el otro lado de la ausencia. El mal es el desamor. La vida comienza con la muerte cuando el amor nos abraza.... ¡Aún nos falta el beso de Dios, no olvides que ya estamos en la eternidad cuando amamos y no hay odio , resquemor, sonríe!

El estallido de la vida es el amor que sentimos, el Dios vivo que debemos recordar mientras seamos parte de la misma.

(Las ranas azules siguen croando en la charca de la luna)


Elisa
09

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por tu visita.
Cualquier comentario que hagas aquí, se valora y ayuda a mejorar el contenido del blog, sobre todo al buen uso de la Lengua.
Puedes escribir a mi correo personal: auslava@yahoo.es