SEGUIDORES, ¡Gracias por dejarme vuestro presente.

viernes, 26 de agosto de 2016

Gravidez

Imagen cedida por su dueña: Emi Vallecillos
"Con el permiso de su hija"...- nos dice en ese estado de "buena esperanza"
La que me ha inspirado este honesto poema. Gracias, Emi.

La inmensidad se llenaba de mí...
¡Pero era yo más que ella,
más que todo el conjunto universal,
era yo mi propio universo
y la vida misma latiendo en mí!
Ella, la hija esperada dentro de mi ser
para sentir el suyo.

Entonces, comprendí a quién servía,
quien elabora este plan,
quien me incluía sumisa por amor en los suyos.
 Supe de su gozo en el mío
y de mi dolor en el suyo.
-¡Ambos sentíamos lo mismo!-

La redondez en su cascarón,
la semilla dentro gestándose, 
ya formaba el suyo propio,
sirviendo a un plan infinito.
Yo, era la nave...
El cielo, 
el mar,
 la tierra
 y, ella,
en mí...
éramos un  Todo.
¡Su esperanza en la mía,
¡Vida!


A. Elisa Lattke V.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por tu visita.
Cualquier comentario que hagas aquí, se valora y ayuda a mejorar el contenido del blog, sobre todo al buen uso de la Lengua.
Puedes escribir a mi correo personal: auslava@yahoo.es